25 años de ambiente familiar entre alumnos

Ángel Fernández y Natalia Sánchez, valdepeñeros y estudiantes de Lenguas Modernas, han cambiado su dormitorio por una habitación triple y la comida de casa por un buffet. Son los herederos de los más de 4.200 estudiantes que han pasado por la Residencia Universitaria Santo Tomás de Villanueva en sus 25 años de existencia. Llegan con una mochila de sueños e incertidumbres y se ven obligados a convivir con desconocidos, de ahí que el ambiente familiar y cercano de la residencia sea tan importante. Han tenido suerte, son cientos las solicitudes que cada año llegan para optar a una de las alrededor de 40 plazas libres de las 180 posibles. Llegan con dudas, pero pocos abandonan, según la directora del centro, Pilar Gómez.

Para seguir leyendo, descarga el PDF: Aniversario residencia Santo Tomás

(Fotos: Rueda Villaverde)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *